Inventario

Página de Fernando Loygorri
No hay palabras para lo inefable
Luces de faros en la noche ciudadana
Canción y espera
mientras en el rezo a Hermes surge, caprichosa, la idea del beso
Ha sido lo superficial del sueño, al amparo del amanecer
lo que ha devuelto el fervor por la vida al hombre a punto de entrar en la vejez
Nacimiento en una casa soleada de las primeras canas
En la habitación abierta un mujer en ropa interior
Sí se puede escribir sonríe la mirada
el gran teatro del mundo aún no ha echado el telón
entre bambalinas se achuchan dos actores a la espera del pie que les de entrada del que en escena hace su papel
llueve la música de un violín porque desciende y ve en un retablo moderno una posible escala de Jacob
no huele a incienso
Sí escucha cirio Pascual

La vuelta
El principio de la naturaleza (quizá la entrada al más allá no sea más que la puerta de servicio)
La respiración de la gente perro y la alegría de una cola en movimiento
aseguran el cese de la hostilidades por una noche
Beso el pálpito del corazón
Me quitaría el sombrero
Volvería a anudar el foulard al cuello
No viajo en un coche descapotado
No soy Isadora Duncan

Ensayo

Tags : Atrofias Redactado por Fernando García-Loygorri Gazapo el 23/10/2018 a las 13:26 | {0} Comentarios








Búsqueda

RSS ATOM RSS comment PODCAST Mobile